La nube es ahora la mejor manera de jugar Fortnite en Android (y iPhone)

Gracias tanto a Nvidia como a Microsoft, los fanáticos de Fortnite para dispositivos móviles ahora tienen alternativas a un cliente nativo. Fortnite fue eliminado tanto de Apple App Store como de Google Play Store en una disputa sobre quién obtuvo qué cortó todas esas ventas de V Bucks. En Android, como no es el jardín cerrado que obtienes de Apple, aún puedes jugar Fortnite en el móvil a través del lanzador propio de Epic. Los jugadores de Fortnite pueden jugar sobre la marcha y Epic Games se queda con todo el dinero en efectivo de V Bucks. Pero nunca va a ser tan sencillo y conveniente como cargar y pagar cosas a través de Play Store.

Entonces, mientras la versión de Android siguió viva, los usuarios de iPhone quedaron al margen. Nvidia se movió rápidamente para remediar esto con una versión beta cerrada de un Fortnite táctil a través de la nube, una versión que es ahora generalmente disponible. Microsoft también ha agregado recientemente Fortnite a su Xbox Cloud Streaming para todos los jugadores, no se requiere suscripción a Game Pass. Y ambas son una mejor manera de jugar en dispositivos móviles que la versión de Android, dejando de lado la advertencia obvia.

La advertencia obvia

Lanzador de juegos épicos en Android

Jugar Fortnite desde la nube requiere una buena conexión de datos. Jugar Fortnite en Android aún requiere una conexión de datos estable, pero como solo se usa para conectarse a los servidores, puede conformarse con una conexión relativamente más lenta. Y lo que es más importante, no usa la pila de su asignación de datos si está jugando con una conexión celular.

Por el contrario, la transmisión desde la nube puede usar una parte bastante considerable. Incluso rechazando la configuración compatible con dispositivos móviles, podría estar quemando entre 2 y 3 GB de datos por hora. Si tiene una gran asignación de datos en su plan celular, es posible que no le preocupe demasiado, pero será un problema para muchos jugadores de Fortnite.

Fuera del hogar, el uso de datos es una preocupación para los juegos en la nube.

También está el simple hecho de que los datos móviles no son tan buenos como la banda ancha de tu hogar. Incluso si es comparable en velocidad, es probable que tengas un ping más alto. Mi plan 5G con EE aquí en el Reino Unido es lo suficientemente rápido. Pero si bien puedo disfrutar de un ping tan bajo como 15 ms en la transmisión doméstica en GeForce Now, en el celular, es el doble o peor.

Los jugadores móviles pesados ​​​​de Fortnite seguirán estando mejor en general con la versión nativa de Android si su tiempo de juego implica mucho uso celular. Pero todos los demás deberían ir a la nube.

Fortnite en la nube es familiar y brillante

Moon Knight montando a Butt Stallion en el mapa de Fortnite

Fortnite en Nvidia GeForce Now con controles táctiles

Lo primero que me llamó la atención al cargar Fortnite en la nube es lo inmediatamente familiares que se sienten los controles. Son básicamente los mismos tanto en GeForce Now como en Xbox Cloud Streaming y en ambos casos a la par de los controles móviles. Si no está roto, ¿por qué arreglarlo?

Pero esto también es importante para cualquiera que haga la transición a la nube o que vuelva a jugar en un iPhone después de una pausa forzosa. Me avergüenza admitir que solía jugar demasiado a Fortnite en mi iPhone y cargar cualquiera de estas dos opciones en la nube era como si nunca me hubiera detenido.

Fortnite en Android

Fortnite para Android jugado en un Huawei Mate 30 Pro

Es básicamente un juego móvil. Es así de bueno. Incluso hay la misma personalización y un modo de disparo automático para los jugadores más casuales entre nosotros.

Sin embargo, la actuación es la verdadera ganadora. Usando el poder de los servidores de Nvidia o los blades de transmisión con tecnología de la Serie X de Microsoft, Fortnite a través de la nube supera con creces a su contraparte de Android. Se ve mejor, es más estable en general y funciona básicamente con cualquier cosa, algo que no se puede decir de la versión móvil. Con el cliente nativo, tuve que descartar un teléfono más antiguo porque, a pesar de cumplir (aparentemente) con los requisitos de especificación de Epic, fue un caso de “la computadora dice que no” cuando se trataba de instalar Fortnite en el teléfono Xiaomi que estoy usando actualmente. Incluso entonces, estaba limitado a jugar a 30 FPS en mi dispositivo con gráficos bastante horribles.

Fortnite

Fortnite en Xbox Cloud Streaming con controles táctiles

Nada de esto es una preocupación en la nube. Una vez que vincule su cuenta de Epic a GeForce Now, se iniciará instantáneamente en el juego cuando lo cargue. Lo mismo es cierto en Xbox, tal como lo cargarías en la consola.

Fortnite desde la nube es tan bueno que parece un juego móvil nativo.

Sin embargo, por puros resultados, Nvidia es el ganador. Si está en el nivel superior, como yo, obtendrá un RTX 3080, uno de los mejores tarjetas graficas alrededor, para potenciar sus sesiones de Fortnite y transmitirlas a su dispositivo a hasta 120 FPS. Si tiene un dispositivo móvil compatible con una pantalla de 120 Hz, también verá todos esos marcos. Esto también es Fortnite al máximo, no necesita sacrificar imágenes para obtener esas altas velocidades de cuadro.

Xbox está limitada a 60 FPS a través de la nube, pero también es visualmente impresionante. En ambos casos, los controles responden, hay poca evidencia de problemas de latencia y con una conexión inalámbrica sólida, también hay poco almacenamiento en búfer. Teniendo en cuenta que este es un juego multijugador competitivo, que se transmite desde la nube y usa controles táctiles, es excepcional.


Para los verdaderos juegos móviles, un cliente nativo aún sería mejor, pero al menos en el iPhone eso no sucederá en el corto plazo. Las corporaciones multimillonarias están demasiado involucradas en quién obtiene más de su dinero como para preocuparse realmente por su experiencia, pero al menos hay una alternativa viable. Sin embargo, las diferencias de rendimiento que ofrece ir a la nube son asombrosas, con fidelidad gráfica y velocidades de cuadro con las que el propietario de un teléfono inteligente solo puede soñar.

Los juegos en la nube todavía están en su infancia, pero con Nvidia, Microsoft e incluso Google Stadia, siendo tan buenos como son, podría ver un futuro en el que la nube se hará cargo de los juegos móviles de primer nivel.

Leave a Reply

Your email address will not be published.